Busca ese amor de Dios

Busca ese amor de Dios

El día 14 de febrero pasado se conmemoró el día del amor y la amistad, muchas actividades y eventos se realizaron en esta fecha, algunos aprovechan la ocasión para casarse o renovar votos. En la biblia encontramos un evento muy especial que nos habla del amor. 

 

Jesús después de su resurrección se apareció a algunos de los discípulos a orillas del mar de Galilea, mientras ellos trataban de pescar algo, él les llama desde la orilla, no le conocieron al principio, pero pronto le reconocieron, era Jesús, les estaba esperando con comida caliente después de una noche de trabajo. Pedro estaba entre ellos, el que hacía pocos días le había dicho que daría su vida por él, pero a las horas después le negó para salvarse. Jesús al verle y luego de comer, se le acerca y le dice:

"15 Cuando hubieron comido, Jesús dijo a Simón Pedro: Simón, hijo de Jonás, ¿me amas más que éstos? Le respondió: Sí, Señor; tú sabes que te amo. El le dijo: Apacienta mis corderos.

16 Volvió a decirle la segunda vez: Simón, hijo de Jonás, ¿me amas? Pedro le respondió: Sí, Señor; tú sabes que te amo. Le dijo: Pastorea mis ovejas.

17 Le dijo la tercera vez: Simón, hijo de Jonás, ¿me amas? Pedro se entristeció de que le dijese la tercera vez: ¿Me amas? y le respondió: Señor, tú lo sabes todo; tú sabes que te amo. Jesús le dijo: Apacienta mis ovejas." Juan  21:15-19

El Nuevo Testamento se escribió originalmente en el idioma griego, en este idioma existe varias palabras para definir la palabra amor y en el texto que acabamos de leer encontramos dos, la primera es el amor ágape, este es el amor completo, el amor que no depende que el otro me ame, un amor  infinito, esta palabra la usa la biblia para definir el amor de Dios; la otra palabra es phileo, esta definición de amor se refiere al amor de familia, de amistad, es querer mucho a alguien, pero también podríamos decir que es un amor humano, entre personas. 

Al saber esto podemos entender el texto anterior, Jesús le dice a Pedro, sabiendo que él no estuvo cuando Jesús fue sacrificado, a un Pedro avergonzado y triste por  haber negado a su maestro; Jesús le pregunta "Pedro me amas (ágape)"  y Pedro le contesta con otra palabra que define amor, phileo: "Señor, tu sabes que te amo (phileo)", por lo acontecido no se atrevía a decir como antes "por amor (ágape) a ti soy capaz de poner mi vida", ahora no podía decir que su amor era ágape, sino al decir amor phileo, estaba reconociendo que aún no alcanzaba ese amor ágape, ese amor que solo viene de Dios. Jesús le pregunta por tercera vez ¿ Pedro me amas?, pero esta vez Jesús usa la palabra phileo para definir amor, Pedro se entristece de que le pregunte de nuevo  y más aún usando phileo, un amor  no como el amor que Jesús tenía por él, un amor inferior, podríamos decir que Jesús le decía Pedro me amas? y Pedro le respondía, Señor, tu sabes que te quiero, y luego, a la tercera ver, como las tres veces que Pedro negó a Jesús, él  le pregunta, ¿Pedro me quieres?, ...

 Hace poco se supo la noticia de un hombre que apuñaló a su mujer ocho veces delante de sus 3 pequeños niños, yo pienso esa pareja algún día se amaron, hicieron planes juntos, recibieron a sus hijos con alegría, ¿pero qué ocurrió, cómo ese amor se transforma en odio, cómo amar tanto y luego odiar tanto?. Ahí esta la diferencia con el amor de Dios, él nos ama a pesar de quien somos, él estando el el calvario, mientras el mazo caía inclemente sobre el clavo que desgarraba sus carnes, él decía, "perdónalos porque no saben lo que hacen". Cuando prácticamente fue echado de Jerusalén, donde solo quería hacer el bien, dice la biblia que él lloró, lloró por quienes amaba y no le correspondían. La biblia dice que Dios no tiene amor, él "es amor" (juan 4:8)

Luego de este evento con Jesús, cuando él ascendió a los cielos, este Pedro que se había escondido de Jesús, que le negó para salvar su vida, lo vemos predicando fuera de un templo judío, lo vemos haciendo grandes obras y al ser apresado, latigado y amenazado de muerte si seguía predicando el evangelio de Jesús, él dijo "no puedo dejar de decir lo que he visto y oído".

Ahora su amor ya no era phileo, ahora era ágape, ahora tenía ese amor de Dios. Por eso es que solo Dios puede restaurar matrimonios, familias, personas; porque sólo él puede dar el verdadero amor, el que es capaz de perdonar, de dar otra oportunidad, de no pensar en mi conveniencia, sino en la del otro.

Te invito a que busques en tu biblia primera carta de Corintios capítulo  13 del verso 4 al 8, ahí tenemos una definición de amor. Este hermoso texto dice, cesarán todas las cosas, todo se acabará, pero el amor nunca deja de ser.

Busca ese amor de Dios, que este llene tu vida, solo así experimentarás la verdadera paz de Dios que es fruto de su amor, solo así podrás orar y servir a Dios no por compromiso, o conveniencia, si no porque siente lo que él siente por ti, un amor ágape.

Dios te bendiga.